CONFERENCIA

La ética aplicada a la función directiva

  • Presentacion del evento

    Enlaces a Redes Sociales

    La ética no debe ser tan sólo un hecho cosmético que termine provocando que la propia palabra pierda su significado. Las empresas deben conseguir que la ética sea una realidad en su seno para lograr una cultura que haga que cualquier nuevo trabajador entienda esta ética y la haga suya desde el primer día.

    Más información y otras ubicaciones

    CERRAR
    Palau Macaya 

    26 de febrero de 2015

    Más información y otras ubicaciones
    • Dirección:

      Passeig de Sant Joan, 108 Barcelona, Barcelona

    • Horario:

      Jueves 26 de febrero, a las 9.00 h

    • Reservas:

      • 93 400 53 59

    • Precio:

      Actividad abierta

    • Aforo:

      Plazas limitadas

    La conferencia en un minuto

    • A veces, una palabra se usa tanto que acaba perdiendo su significado original. Y ese es, precisamente, el peligro que corre la ética, que no tiene que ser algo cosmética, sino ser una realidad dentro de las empresas.

      En este sentido, los responsables de las compañías tienen que conseguir crear un espacio de libertad y justicia, es decir un espacio verdaderamente ético, para conseguir que cualquier nueva contratación se impregne de esta cultura ética y se incline hacia ella.

    • Una de las claves para conseguirlo es la creación de espacios de decisión compartida en los que hay diálogo de tú a tú entre todos los miembros de la empresa y todo el mundo sea partícipe de la misma información a la hora de poder tomar decisiones. En este sentido, la transparencia de los miembros de la empresa es clave.

    • La cuestión es, pues, que la posición de los cargos de importancia no se base en la exclusividad del conocimiento, sino en la capacidad de conseguir espacios donde todo el mundo entienda qué es, qué objetivos tiene y por qué se hace su trabajo. Si se consiguen estos objetivos, los trabajadores sentirán mucho más suyos los valores de la empresa.